El arte más popular: los años 60 y 70: La pintura: idas y venidas

Logo IEDA

2º de Bachillerato

Fundamentos del Arte II

Contenidos

El arte más popular: los años 60 y 70:

La pintura: idas y venidas

Tras la Segunda Guerra Mundial lo que podríamos llamar «centro geográfico del arte» cambiará de Europa (fundamentalmente París) a Estados Unidos. Este país consiguió hacerse con el mercado del arte, pues el dinero estaba allí disponible por el surgimiento del capitalismo de consumo—que unos años más tarde desembarcará en Europa—y el nacimiento de una nueva clase media que consumía arte. El «traslado» había comenzado antes de la guerra, cuando en Alemania fueron prohibidas las obras que los nazis denominaron arte degenerado (Entartete Kunst) y muchos artistas se trasladaron a EEUU y continuaron produciendo allí. Además, a partir de 1945 el MOMA (Museo de Arte Contemporáneo de Nueva York) impondrá—parece que apoyado generosamente por el Departamento de Estado—su interpretación del arte del siglo XX: las cumbres son las obras en poder del MOMA y se olvidan a todos los artistas no representados allí. Es cierto que algunos artistas importantes se quedaron en Europa (el caso de Emil Nolde, que acabó pintando en acuarelas en papel), pero no ejercieron la función de guías del arte dada la situación. De hecho, puede decirse que las vanguardias se trasladaron a Nueva York, y los estadounidenses supieron sacar provecho de esta situación. Basta examinar la evolución del Salón de París (reinaugurado en 1944 con una mezcla de vanguardias anteriores a la guerra y una desdibujada nueva generación) para darse cuenta de la realidad. No cabe duda de que Picasso era ya la estrella en el firmamento de la pintura, reconocido en Estados Unidos, pero cabe recordar que en 1944 se afilió al Partido Comunista («Picasso es comunista; yo, tampoco», dijo algunos años más tarde Salvador Dalí), que no era visto con buenos ojos.

Además, los artistas que se quedaron en Europa estuvieron fuertemente marcados por las experiencias de la guerra: no sólo se debe pensar en Picasso, sino también en Henry Moore o en Francis Bacon, y esto los alejó de la corriente principal del arte de la posguerra. Por decirlo así, quedaron «fuera del mercado». De nuevo, esta situación fue aprovechada por EEUU cuyos artistas fueron la nueva vanguardia. De hecho, suele decirse que el expresionismo abstracto es la primera vanguardia creada fuera de Europa.

Expresionismo abstracto
Expresionismo abstracto. Vídeo  La Sala: Guggenheim. Alojado en RTVE.